Facebook Twitter Google +1     Admin

ESPIRITUALIDAD Y COMUNICACIÓN



EyC desarrolla su ministerio a través del Centro de Recursos Espirituales y Culturales para una Educación Renovadora "Sergio Armando Zegarra Macedo", sito en Agrupamiento 28 de Agosto (200 Casas) F-102. Tacna - Perú. Cel. Bitel 925599811. Tlf. 052607385. Atención de lunes a viernes, de 8.00 a.m. a 5.00 p.m.

Temas

Archivos

Enlaces


DROGADICCIÓN: ¿EXISTE LA REHABILITACIÓN TOTAL? - Por Antonio Cruz Suárez

ConCiencia

 Antonio Cruz Suárez

Drogadicción: ¿existe la rehabilitación total?

 Drogadicción: ¿existe la rehabilitación total?

La rehabilitación total del drogodependiente sería posible recuperando el equilibrio en varias áreas.

Con el fin de conseguir un adecuado tratamiento y una rehabilitación completa de los drogadictos se han señalado hasta cuatro modos distintos de aproximación al problema.

 El primero parte exclusivamente de la perspectiva médica y considera al toxicómano como un enfermo pasivo al que es menester someter a determinadas curas de desintoxicación, mediante fármacos antagónicos de las drogas consumidas.

Esto es lo que se realiza por ejemplo con la  metadona , analgésico con propiedades parecidas a las de la morfina o heroína, que aunque no resuelve los problemas de dependencia sí soluciona las cuestiones legales ya que es un producto admitido.

 El segundo modo se centra en el aspecto psicológico  y entiende también al drogadicto como un enfermo que requiere terapia individual o de grupo para profundizar en los motivos reales que le han llevado a su toxicomanía.

 Desde la tercera perspectiva, la sociológica, el adicto a las drogas se ve como una víctima de la sociedad y, por tanto, lo que se procura es mejorar el entorno en el que habita.

La terapia se centra aquí en procurar modificar las relaciones con la familia, los amigos y el mundo laboral. La crítica que con frecuencia suele hacerse a este planteamiento es que resulta muy simplificador ya que elimina por completo la responsabilidad del propio individuo. El hecho de que sea una víctima no significa que carezca de implicaciones en su problema.

 El cuarto modo, el jurídico, es el que se aproxima al drogadicto desde un planteamiento más represivo ya que no se interesa tanto por la persona sino, sobre todo, por su comportamiento y por las posibles infracciones de la ley que haya cometido.

 La rehabilitación total del drogodependiente sería posible cuando se hubiera recuperado el equilibrio en estas cuatro áreas .

Si se parte de la base de que, aunque dependa de las drogas, continúa siendo una persona que posee cierto grado de libertad y debe responsabilizarse poco a poco de su propia rehabilitación, se ha dado ya el primer paso importante hacia su curación.

Después es menester trabajar de manera progresiva los aspectos afectivos y sentimentales para que recupere su autoestima y su imagen personal.

El desarrollo de las relaciones sociales y familiares como el desempeño de roles concretos, el estudio para aumentar su nivel cultural, el autocontrol que le lleve a superar contratiempos o frustraciones en el trato con los demás y todo aquello que contribuya a sobreponerse al sentimiento de fracaso, son facetas importantes para llegar a la rehabilitación definitiva.

 Todos estos tratamientos médicos y psicológicos son pasos necesarios hacia la curación que pueden verse notablemente favorecidos por un descubrimiento espiritual extraordinario: la persona humana y divina de Jesucristo .

La conversión sincera, el arrepentimiento de los propios errores y la aceptación de los valores del Evangelio es la mejor terapia que puede cambiar radicalmente la vida del adicto a las drogas y de cualquier criatura humana.

Comentarios » Ir a formulario



No hay comentarios

Añadir un comentario



No será mostrado.





Blog creado con Blogia. Esta web utiliza cookies para adaptarse a tus preferencias y analítica web.
Blogia apoya a la Fundación Josep Carreras.

Contrato Coloriuris